dissabte, 5 de maig de 2012

Leyendo algunos blogs, me he acordado de una cosa que no sé si ya escribi por aqui  (se me olvidan las cosas muy fácilmente...) Son dos momentos que me han venido a la mente a modo de flashback:
el primero:
Tengo 11 años y me voy  pasar las navidades en el pueblo con mi abuela, un dia voy a visitar a una tia mia a su casa y en un momento el teléfono suena. Mi tia mantiene una conversación de varios minutos con otro familiar y le dice que en ese momento yo estaba en su casa. Se vé que la otra persona le pregunta algo y la respuesta de mia tia fue: No, no está gorda, está como siempre algo rellenita. En ese momento ya me imaginé cual seria la pregunta. Pensé es más importante saber si estoy gorda que saber como estoy  o como me van los estudios?

Otro momento ocurrió hace meses. Estaba ayudando a mi madre a guardar la compra y como siempre hablamos del tema del peso y de la comida (prácticamente nuestras conversaciones se reducen a eso, aparte del cotilleo) y me dijo: "- Sabes qué? cuando llaman mis hermanas o las primas de tu padre me comentan lo sorprendidos que están por como has cambiado (tengo a varios familiares agregados al facebook y cotillean mis fotos como todo mortal) e incluso una de ellos (es que no me acuerdo de quien era ahora mismo, se lo preguntaré a mi madre si mi cabeza loca no se olvida) me ha dicho que pensó que con los años aún te pondrias más gorda y de que no ibas a adelgazar. Eso si que me dolió joder.

Pero da igual, voy a ser tan delgada (me da igual si es hermosamente delgadao o asquerosamente delgada)
que todos esos recuerdos serán nada.

Ayer tuve una ansiedad brutal y por la tarde tuve un pequeño atracón que no pude vomitar del todo. Me senti mal porque me prometí no vomitar porque mis dientes se han ido deformando con el tiempo por culpa de esto.

Ayer pare relajarme de mis horas de estudio me puse a mirar fotos de modelos, encontré a una que es una belleza pura. Se llama Audrey Nurit y es mi nueva inspiración: