dimarts, 3 d’abril de 2012



Hoy puedo decir orgullosa que el dia ha sido perfecto porque todo ha salido tal y como yo esperaba. Supongo que es una tonteria pero me gusta planear mis dias y mis tareas, al final del dia las cosas tienen que haber salido como yo planeaba. Me gusta dibujar mis dias, nada puede salirse de ese trazado sino me pongo muy nerviosa. He conseguido después de mucho tiempo hacer un intake perfecto: Nada de pan ni hidratos, nada de grasas ni dulce ni azúcar ni siquiera sacarina, lo que he bebido: agua, té verde y descafeinado sin azúcar y sin ningún tipo de edulcorante (he conseguido no beber café ni cocacola ni ninguna bebida dulce o con cafeina), yogur desnatado sin azúcar ni grasa para desayunar con unos gramos de cereales de fibra, ensalada de lechuga y tomate con un poco de vinagre de manzana, nada de aceite ni complementos calóricos. Nada de postre. Mi madre ha hecho galletas de canela, huelen tan bien que con sólo el olor me he sentido llena, no he probado ninguna. Lo que he hecho ha sido comerlas con los ojos e inmortalizar esa imagen con mi cámara (soy muy friki, me encantan los postres, cuanto más bonitos mejor, no sólo colecciono fotos sino que además suelo sacarlas mias propias a aquella comida que considero que ha quedado perfecta y que seria un crimen tocar...) la cena: un par de crepes caseras hechas con leche desnatada y con pocos huevos. Me las he comido solas, sin añadir ni azúcar ni nada.
Hoy he trabajado mucho, he tenido que quedarme un par de horas extras en la facultad para acabar un trabajo. He conseguido no estar nerviosa, al sentir que tenia el control de mi misma me hizo sentir capaz de llevar cualquier situación.


 Tenia muchas ganas de escribir una entrada en al que me sintirera bien conmigo misma.

 Qué maravillosa es la vida cuando uno puede tener el control.


¿Recuerdas esos libros de pinta y colorea? Los odiaba, si tengo que dibujar una casa, ¡que no me digan como tiene que ser!.
- Chris, Skins.